Cuatro personas capturadas por ejercer minería ilegal en Farallones de Cali

Actualizado 2017-03-15 22:26:35

En el marco de las acciones coordinadas entre Parques Nacionales Naturales de Colombia y el Ejército Nacional, que tienen por objetivo garantizar la conservación natural del Parque Nacional Natural Farallones de Cali, en los sectores conocidos como ‘Minas del Socorro’ y ‘Alto del Buey’, el 9 de marzo de 2017 fueron capturados cuatro individuos en el campamento minero ‘Patequeso’ por encontrarse ejerciendo actividades de minería ilegal.

Junto con los individuos fueron halladas herramientas manuales como porra, cincel, martillo, machete, linternas, pilas, cuchillos, destornilladores, encendedores, tuercas y arandelas, combustible y seis costales con material rocoso; además fueron encontrados elementos personales y de uso doméstico.

En el sitio donde se dio la captura, se identificaron adecuaciones rudimentarias para la molienda del material rocoso y la obtención del oro y unos hallazgos propios de la actividad minera como un motor para impulsar el molino, un eje y dos molinos.

El campamento “Patequeso”, según el Plan de Manejo del Parque Nacional Natural Farallones de Cali, se encuentra establecido en una zona catalogada como Zona Primitiva donde está prohibido el ingreso y solo es posible previa autorización para realizar actividades de conservación, desarrollar estudios científicos con previa autorización de la administración del Área Protegida, o actividades de prevención, vigilancia y control por parte de las autoridades.

Con la presencia de estos individuos en la zona se están ocasionando impactos ambientales como deterioro al suelo y subsuelo, generación de procesos erosivos, alteración física del suelo y modificación del paisaje además de afectaciones en bienes y servicios ambientales como la investigación científica, al ecosistema Alto Andino, valores patrimoniales y culturales, y formación del suelo.

En otras palabras, se intensifica el daño ambiental al área protegida y se limitan e interrumpen los procesos naturales de restauración del ecosistema nativo presente, Alto Andino, más concretamente, en una zona de interés hídrico regional y nacional, sobre un nacimiento de agua perteneciente a la microcuenca de la Quebrada La Mina, tributaria del Río Cali.

Una vez fueron capturados, se pusieron a disposición de la Policía Judicial para la imputación de cargos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *