Participamos en el Meta de la construcción del Pacto por la Vida del Amazonas

Pacto por la vida del Amazonas 1

En días pasados, Parques Nacionales Naturales de Colombia participó en los talleres regionales que se realizaron en los municipios de la Macarena y Granada, en el departamento del Meta, con el fin de dar cumplimiento a la Sentencia 4360 de 2018, en la cual la Corte Suprema de Justicia ordenó a la Presidencia de la República y a las demás autoridades nacionales, regionales y municipales, adoptar un plan de acción de corto, mediano y largo plazo para proteger la Amazonía Colombiana.

Según lo anterior, en estos municipios de manera articulada la Gobernación del Meta, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Parques Nacionales, Visión Amazonía y Cormacarena, propiciaron encuentros con un gran número de familias de las zonas para participar en la construcción conjunta del plan de acción y generar el Pacto por la Vida del Amazonas Colombiano.

En el evento participaron activamente indígenas, jóvenes, niños y en general líderes campesinos, quienes priorizaron la protección del bosque como acción a corto, mediano y largo plazo, y reconocieron la urgencia de trabajar en la reducción de la tasa de deforestación proponiendo medidas como incentivos ambientales en las prácticas encaminadas a la conservación.

Para Parques Nacionales, la participación en el taller de la Macarena de las familias que habitan en los Parques Nacionales Naturales Tinigua y Sierra de la Macarena fue de vital importancia ya que son áreas protegidas donde se registra una alta tasa de deforestación, por lo que se requieren acciones inmediatas que permitan disminuir esta presión de la mano de la comunidad.

Las familias representantes de los habitantes de estos dos Parques Nacionales conocieron la zonificación del Área de Manejo Especial de la Macarena – AMEM y los diferentes pilares de Visión Amazonía; encaminados a la reducción de la deforestación y a el logro de una mejor gobernanza forestal, lo que permite trazar nuevos retos de la gestión comunitaria para reconfigurar el territorio.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *