Parque Nacional Natural Los Corales del Rosario y de San Bernardo: 40 años conservando fauna, flora y ecosistemas marinos para colombianos y extranjeros

DCIM111GOPRO

Fotografia: DCIM111GOPRO

1 - IMG_3808

El 6 de junio el Parque Nacional Natural Los Corales del Rosario y de San Bernardo llegó a su aniversario número 40 de haber sido declarado como Área Protegida. Este parque fue creado mediante Acuerdo Nº 26 de 1977 del Inderena, el cual fue aprobado por la Resolución Nº 165 de 1977 del Ministerio de Agricultura, ampliado en 1988 y realinderado en 1996 para proteger el complejo arrecifal existente en el área.

Uno de los objetivos fundamentales del Parque Nacional ha sido conservar la flora, la fauna, las bellezas escénicas naturales, los complejos geomorfológicos y las manifestaciones históricas o culturales, con fines científicos, educativos, recreativos o estéticos.

En esta área submarina, que tiene 120.000 hectáreas, se han protegido los arrecifes coralinos, bosque de manglar, praderas de pastos marinos, lagunas costeras, bosque seco tropical, litorales arenosos y rocosos, fondos sedimentarios, los cuales ofrecen bienes y servicios ecosistémicos, es decir, satisfacen gran cantidad de necesidades como el alimento, recreación y representatividad paisajística.

El Parque Nacional cuenta con gran diversidad natural, teniendo en él alojado el 84% de los arrecifes coralinos de la plataforma continental del país. Con relación a pastos marinos, el área ocupa el segundo puesto en Colombia con un 7%, además de tener diversos manglares siendo estos sala-cuna de las especies marinas. También se resaltan las playas con tonalidad blanca uno de los atractivos para los turistas nacionales y extranjeros que lo visitan.

En sus 40 años de fundación el Área Protegida ha trabajado día a día para mitigar las amenazas que afectan directamente al Parque, tales como la pesca con artes inadecuadas, el cambio climático con sus fuertes movimientos, la tala indiscriminada de mangle, el turismo desbordado y sin conducta responsable que hace mal uso de los recursos marinos – especialmente en Playa Blanca de Isla Barú –, las construcciones ilegales, la sedimentación del Canal del Dique y la contaminación por la inadecuada disposición de los desechos.

Durante estas cuatro décadas el Parque Nacional ha realizado actividades enfocadas hacia la mitigación de impactos desde cada uno de los subprogramas como Prevención, Control y Vigilancia, Investigación y Monitoreo, Educación Ambiental y Ecoturismo; además se cuenta con el programa de Guardaparques Voluntarios para nacionales y extranjeros que desean tener la ‘Camiseta de la Conservación’.

En estos 40 años cabe resaltar los esfuerzos que la Entidad viene realizando, pese a las limitantes existentes, ya que en los últimos años la actividad turística que ha ido aumentando hace que se torne un nuevo panorama frente a este aspecto, por tal motivo el Área avanza en la construcción de un Plan de Uso Público, el cual contribuirá con el ordenamiento de la actividad.

De esta forma el Parque Nacional Natural Los Corales del Rosario y de San Bernardo hace un llamado a propios y turistas, entidades públicas y privadas e instituciones a que se sigan aunando los esfuerzos y sacar adelante una de las área protegidas con mayor visitancia, la cual requiere un trato especial, porque es un patrimonio natural de todos los colombianos, que le da sostenibilidad a todo un gran Caribe, por ser la salacuna de las especies marinas de las cuales hoy disfrutan muchos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Los comentarios se encuentran cerrados.